Fiabilidad

¿Cuánto dinero ganan con las criptomonedas los hackers apoyados por el Estado?

Resumen

El aumento de la piratería de criptomonedas patrocinada por el Estado es una amenaza importante en la era digital. El anonimato de las criptomonedas las hace atractivas para los hackers, y sólo los grupos vinculados a Corea del Norte roban miles de millones. Los protocolos DeFi son objetivos prioritarios.

A medida que nos adentramos en la era digital, nos enfrentamos a la aparición de nuevas amenazas intangibles, y ningún sector está más expuesto que el de las criptomonedas al auge del pirateo de criptomonedas patrocinado por el Estado.

Entre ellas se encuentra el pirateo patrocinado por el Estado, un fenómeno alarmante dadas sus implicaciones geopolíticas y su potencial para perturbar la economía mundial.

Sin embargo, el dinero que amasan estos hackers respaldados por el Estado, especialmente a través de criptomonedas, ha permanecido en gran medida en el misterio.

Este artículo pretende arrojar luz sobre este enigma siguiendo el rastro de la piratería respaldada por el Estado en la criptoesfera y estimando cuánto ganan realmente estos piratas digitales.

El auge del pirateo de criptomonedas patrocinado por el Estado: Una visión general

Los informes indican que el año pasado se robó una cifra récord de 3.800 millones de dólares en criptodivisas, y que los piratas informáticos vinculados a Corea del Norte contribuyeron significativamente a esta cifra.

El cambio de orientación hacia las criptomonedas no es casual: las monedas basadas en cadenas de bloques ofrecen la promesa del anonimato y son difíciles de rastrear, lo que las hace perfectas para actividades nefastas.

Los hackers norcoreanos, por ejemplo, robaron unos 1.700 millones de dólares en 2022. Estuvieron implicados en algunos de los hackeos de criptomonedas más importantes del año, incluida la brecha de 600 millones de dólares de la red Ronin y un ataque de 100 millones de dólares a Harmony.

Esto sugiere que el hackeo de criptodivisas contribuye en una parte significativa a la economía de Corea del Norte, dado que las exportaciones totales de la nación en 2020 se valoraron en 142 millones de dólares.

Los hackeos no se limitan a Corea del Norte, ya que se sospecha que otros estados sospechosos también financian operaciones similares.

Aunque es difícil cuantificar la cantidad exacta robada debido a la naturaleza secreta de estas operaciones, la escala es indudablemente enorme.

Los métodos de los piratas informáticos: ¿cómo lo hacen?

Los protocolos financieros descentralizados (DeFi) fueron los principales objetivos de estos piratas informáticos, y representaron más del 80% de todas las criptomonedas robadas el año pasado.

Los protocolos DeFi sustituyen a las instituciones financieras tradicionales por un software que permite a los usuarios realizar transacciones directamente entre sí a través de blockchain. Estos sistemas son vulnerables a los piratas informáticos, como demuestran los numerosos ataques a los protocolos de puente de cadena cruzada‎, estos servicios de puente mantienen reservas sustanciales de diferentes monedas, lo que los convierte en objetivos atractivos para los piratas informáticos.

Además, algunos piratas informáticos se han hecho pasar por trabajadores de distintas nacionalidades para infiltrarse en estas empresas y enviar dinero a sus países de origen.

Esto pone de manifiesto la astucia y adaptabilidad de los piratas informáticos y demuestra hasta dónde están dispuestos a llegar para alcanzar sus objetivos.

Recuento del botín: ¿Cuánto ganan?

Estimar cuánto ganan estos hackers es difícil debido a la falta de transparencia y a la naturaleza altamente técnica de estos robos. Sin embargo, podemos hacernos una idea.

En 2022, los diez principales hackeos de criptomonedas supusieron la asombrosa cifra de 2.375 millones de dólares.

El mayor de ellos fue el pirateo del puente Ronin, por valor de 612 millones de dólares. El tristemente célebre Lazarus Group, sospechoso de estar respaldado por el Estado norcoreano, estuvo implicado en este ataque, subrayando el papel de los actores respaldados por el Estado en los robos de criptomonedas a gran escala.

Pero no es sólo la escala de los hackeos lo que preocupa, sino también su regularidad.

Según un informe de Beosin, en la primera mitad de 2023 se perdieron 656 millones de dólares en hackeos, estafas y tirones de alfombra, con 471,43 millones de dólares perdidos solo en 108 ataques de protocolo.

Seguridad de los cripto hackeos: ¿Podemos cambiar la situación?

Aunque la situación parece grave, no se han perdido todas las esperanzas: las fuerzas del orden y las agencias de seguridad nacional están intensificando sus esfuerzos para combatir a los delincuentes digitales. Estos esfuerzos, junto con la represión de las técnicas de blanqueo de dinero, prometen hacer que los futuros hackeos sean más difíciles y menos fructíferos.

Pero una cosa es cierta: a medida que nos adentramos en la era digital, debemos estar preparados para el surgimiento de nuevas amenazas, como la piratería patrocinada por el Estado.

Cuanto mejor conozcamos estas operaciones, mejor podremos protegernos y mitigar su impacto, por lo que nos corresponde a nosotros permanecer vigilantes, seguir explorando estas aguas turbias y salvaguardar nuestro futuro digital.

Sam Cooling
Editor

Sam es un periodista de tecnología con un enfoque en noticias del mercado de criptomonedas e inteligencia artificial, con sede en Londres. Su trabajo ha sido publicado en Yahoo News, Yahoo Finance, Coin Rivet, CryptoNews.com, Business2Community y Techopedia. Con una Maestría en Gestión del Desarrollo de la London School of Economics, Sam ha trabajado previamente como Consultor de Tecnología de Datos para la Fundación Fairtrade y como Investigador Asociado Junior para la Academia de Defensa del Reino Unido. Ha estado operando activamente con criptomonedas desde 2020, contribuyendo de manera activa a proyectos como Fetch.ai y Landshare.io. La pasión de Sam…